Reclamar a la aseguradora del coche: ¡defiende tus intereses!

En ocasiones nos encontramos con el inconveniente de que, tras haber dado un parte, el seguro no se hace cargo de alguno o de todos los daños. En estos casos, la aseguradora busca librarse de algún pago o de realizar algún servicio reflejado como asignado en la póliza.

Tener problemas con el seguro del coche es algo más habitual de lo deseado, aunque no tiene por qué suceder siempre. Cuando éstos se suceden, es importante saber cómo reclamar a la aseguradora. Si estás valorando enfrentarte al seguro del coche para defender tus derechos, aquí te explicamos el procedimiento.

como-reclamar-a-la-aseguradora

Cómo reclamar a la aseguradora 

Existen varias vías por las cuales protegerse ante la aseguradora, son las siguientes:

– Mediador

– Defensor del asegurado

– Asociación de consumidores

– Vía arbitral

– Vía judicial

Mediador

El mediador o el corredor de seguros es la primera persona con la que debes ponerte en contacto cuando se produzca un conflicto y no sepas cómo defenderte de la aseguradora. Ellos son los que mejor conocen las condiciones de los contratos y podrán asesorarte correctamente acerca de la situación en la que te encuentras. También, existe la opción de acudir a la aseguradora y plantearles el problema, para que lo resuelvan ellos directamente.

Defensor del asegurado y atención al cliente

Actúan para resolver los problemas que se producen derivados del fallo en la cobertura del seguro. En este caso, hay que formular por escrito la reclamación al defensor del asegurado o al servicio de atención al cliente. Si pasados dos meses de la presentación de la reclamación no hay resolución, puede acudirse a la dirección general de seguros.

Asociaciones de consumidores

Su objetivo es proteger a las personas/clientes frente a las empresas. Son un buen medio para adquirir información acerca del problema que se plantea y pueden ayudar ofreciendo al consumidor todas las opciones posibles que pueden utilizarse en ese caso en concreto.

Vía arbitral

Esta opción extrajudicial da la posibilidad de resolver los conflictos que se han producido entre aseguradora y asegurado. Destaca por ser la solución más económica, rápida y eficaz. Requiere presentar una solicitud por escrito ante:

– Oficinas de información al consumidor.

– Asociación de consumidores que se encuentran adheridas al sistema arbitral.

– Junta arbitral de Consumo.

Vía judicial

En el caso de no haber podido resolver el problema por ninguna de las opciones anteriormente planteadas, es posible acudir a los tribunales de justicia con el fin de que resuelvan el conflicto.

Debes saber que puede plantearse una reclamación por:

– Siniestros con lesiones

Requiere presentar una denuncia en el Juzgado de Instrucción dentro de los 60 días naturales posteriores al incidente.

– Daños materiales

Si no hay pacto entre las partes, puede utilizarse esta vía. Habrá de presentarse una demanda ante el Juzgado de Primera Instancia antes de que transcurra un año desde que aconteció el siniestro.

Como se puede apreciar son varias las opciones con las que cuenta una persona para reclamar a su aseguradora. Es recomendable dejar la vía judicial como última opción, debido a los altos costes que supone y a la cantidad de tiempo necesario hasta el fallo.

averiacochesconsejosSeguros de Automóvil

Deja un comentario