Qué debes saber para comprar un coche en una subasta

Si en alguna ocasión te has planteado la compra de coches en subasta, pero no tienes claro el procedimiento que tienes que seguir para poder adquirirlo, aquí te explicamos todo lo que necesitas saber para que la operación se efectúe adecuadamente.

comprar un coche en una subasta comprar-un-coche-en-una-subasta taller mecanico en vallecas

Pasos para comprar un coche en una subasta

En primer lugar, debes saber que se pueden comprar coches de subasta de forma presencial u online, en el caso de querer adquirir el coche o coches subastados como un particular. Para ello se pueden visitar páginas web especializadas como www.tusubastadecoches.com o, por el contrario, acudir a las que organiza la Administración. En las subastas de coches realizadas por la Administración los coches subastados pueden conseguirse, generalmente, con un ahorro de entre el 15 y el 20 % respecto del precio del mercado.

En segundo lugar, comprar un coche en pública subasta es una buena opción cuando sale a cuenta el precio si se tienen en consideración las cargas, las condiciones y los impuestos.

Finalmente, ante la posibilidad de adquirir un coche de segunda mano, asegúrate antes de estudiar las condiciones de compra del mismo modelo en el mercado.

Aquí mismo te mostramos los detalles a tener en cuenta para comprar un coche de segunda mano. Algunos de estos aspectos son sencillamente importantes para que el coche sea barato. Debes estudiar estos aspectos al céntimo antes de realizar anticipos de dinero. No te adentres en ninguna compra antes de tener claro qué coche vas a comprar y cuánto presupuesto tienes para tal adquisición.

1 Lugares de procedencia de vehículos subastados

  • Delegaciones de Hacienda.
  • Delegaciones provinciales de la Seguridad Social.
  • Parque móvil del Estado.
  • Juzgados, especialmente en los de primera instancia. En este caso hay que consultar el Boletín Oficial de la Provincia o acudir al tablón de anuncios del juzgado para informarse.

2 Cosas importantes antes de realizar una puja en pública subasta

  • No te van a dejar probar el coche; lo único que se puede hacer es revisar su exterior; por tanto, “se mira pero no se toca”. Del mismo modo, tampoco se ofrece garantía, ya que la Administración hace las reparaciones y revisiones pertinentes antes de sacarlos a subasta. Esto es en el caso de sus propios coches, pero los que proceden de embargos no son revisados, por lo que existe el riesgo de que tengan alguna avería.
  • Salvo los vehículos embargados, los que salen a subasta suelen tener una gran cantidad de kilómetros recorridos y puede haber casos de vehículos con daños derivados de una mala conducción.
  • Si la posibilidad de averías te hace dudar, más te lo va a hacer sospechar que la suma todavía puede ser más elevada. Has de tener en cuenta también que el coche puede tener cargas pendientes (impuestos o multas sin pagar, por ejemplo) las cuales deberás abonar si te haces finalmente con el coche. Infórmate antes de firmar nada.

Consulta aquí las averías más frecuentes que puede tener un coche, y aquí las más carás.

  • El pago ha de ser en efectivo, ya sea por medio de un cheque o en metálico. Además, antes de empezar la puja, te exigirán un depósito de hasta el 20 % del valor total del precio de salida. Este dinero puede perderse si has ganado la subasta y después no pagas el coche.
  • Una vez adquirido el vehículo, tendrás que poner el coche a tu nombre en las oficinas de la Dirección General de Tráfico y acudir a Hacienda para pagar el correspondiente impuesto de transmisiones patrimoniales.

Hasta aquí todos los detalles que puedan servirte de utilidad en el caso de que hayas valorado la posibilidad de adquirir un coche en una subasta. Este tipo de compra puede salir más que rentable. Sólo tienes que asegurarte de que la adquisición junto a las tasas y las posibles reparaciones se ajustan a tu presupuesto.

cochescompra onlineconsejosventa onlineventas de coches

Deja un comentario