Consejos para cuidar la palanca de cambios automática

Los coches automáticos han conseguido la máxima comodidad de los conductores. Gracias a sus sistemas de transmisión, estos vehículos evitan que el conductor tenga que intervenir en el cambio de marchas, pues ya lo hace el propio coche por sí solo.

Estos vehículos son sencillos de utilizar, pero no debes descuidar el mantenimiento de la palanca de cambios automática y del resto de componente para garantizar su correcto funcionamiento y su durabilidad. Que prime lo automático sobre lo manual, no exime a estos coches de correr riesgo de avería. Tanto los coches automáticos como manuales tienen sus propias ventajas y desventajas asociadas.

cuidar una palanca de cambios automática. taller de coches en vallecas

Es cierto que con el paso del tiempo y los avances en la fabricación de vehículos, las mejoras en los componentes de los coches automáticos son innegables. Cada vez son más resistentes y sencillos de mantener. Aun así, no debemos dejar a un lado su cuidado.

A continuación, te ofrecemos unos cuantos consejos para el mantenimiento de la palanca de cambios automática, una de las piezas más utilizadas en este tipo de vehículos:

  • Las cajas de cambio automático más habituales y más utilizadas, son las de convertidor de par. La palanca cuenta con la opción de Parking (P). Hay personas que tienen la mala costumbre de usar esta opción de la palanca da cambio automática como freno de mano del vehículo. Lo que consiguen con esto es que la transmisión se fuerce, pues, con esto, conseguimos que se cargue sobre ella todo el peso del coche. Además, haremos que las piezas de la caja de cambios se tensionen demasiado. Así, la palanca y el resto de componentes pueden presentar holguras con el tiempo.
  • Los coches con cajas de cambios automáticos más tradicionales, pueden dar la opción de mover la palanca con el coche en movimiento. Aún así, en este caso, es recomendable mover la palanca de cambios automática sólo cuando el coche esté parado. No selecciones la marcha atrás, la opción de Parking u otras posibles, cuando el coche esté aún en movimiento. La mecánica de las piezas de la caja de cambios automática puede verse afectada. Por ello, no olvides hacerlo cuando el coche esté parado si quieres conservar en buen estado esta pieza.
  • El último de los consejos para el mantenimiento de la palanca de cambios automática, es que mantengas dicha pieza en punto muerto cuando el coche se encuentre detenido por largo tiempo. Este tipo de vehículo está preparado para que se pueda mantener la marcha puesta aunque se detenga el vehículo, sin que éste se cale. Pero si te acostumbras a poner la palanca en punto muerto, el desgaste de las piezas y su vibración, serán menores. Un sencillo consejo que puede ahorrarnos dinero en reparaciones y muchos disgustos.

Aplicando todos estos consejos para mantener la palanca de cambios automático en buen estado y atendiendo a la correcta lubricación de las piezas, lograrás que este sistema de cambio de marchas ofrezca su mejor resultado. Nuestro coche debe ser nuestro mejor amigo, por lo que no debemos escatimar esfuerzos en cuidarlo de la mejor forma posible. Así evitaremos encontrarnos con una costosa avería.

Fotos: Vía Pinterest

 

cambio automáticoconsejosmantenimientopalanca de cambios

Deja un comentario